Conversaciones con asesinos: Las cintas de Ted Bundy (2019)



Queremos poder decir que podemos identificar a esta gente peligrosa. Lo que asusta realmente es que no puedes. La gente no sabe que hay asesinos potenciales entre ellos. ¿Cómo podría alguien vivir en una sociedad donde la gente que le gusta, quiere, admira, con la que vive y trabaja se podría convertir al día siguiente en la persona más demoníaca que puedan imaginar? - Ted Bundy

¡Hola, chic@s! Esta review estaba programada originalmente para la semana que viene, pero no he podido esperar hasta dicha fecha. Desde ayer, mi cabeza no ha parado de dar vueltas y mis manos se morían por teclear las palabras que iban a dar forma a mi opinión sobre Conversaciones con asesinos: Las cintas de Ted Bundy.


Siempre he sentido interés por la crónica negra, ahora muchos escuchan los famosos True Crime Podcasts, y estoy familiarizada con muchas historias de este tipo. Recuerdo que cuando llegaba a casa del instituto, ponía la tele y veía al gran Francisco Pérez Abellán hablar sobre crímenes que sobrecogieron a la sociedad. Este interés nunca ha decaído y actualmente, los sigo muy de cerca. ¿Por qué me interesan tanto? Obviamente no es porque me guste leer sobre sucesos violentos y macabros, pero sí que me atrae la psicología de los individuos que cometen estos actos tan terribles. ¿Por qué actúan así? Conozco el nombre de Ted Bundy porque he leído sobre él y he visto en televisión varios reportajes sobre su persona, incluso vi hace unos años la película que se hizo en 2002. El pasado 24 de enero, una fecha de lo más especial ya que se cumplieron 30 años de la ejecución de Bundy, Netflix estrenó Conversaciones con asesinos: Las cintas de Ted Bundy, un documental dirigido por Joe Berlinger de cuatro episodios de más o menos una hora de duración cada uno, que nos muestra las entrevistas que le hicieron en el corredor de la muerte. Parece que las cintas van a ser las protagonistas absolutas, pero esto no es así, de hecho, estas pasan a un segundo plano ya que sirven de excusa para hacer un recorrido por la vida de Bundy, en especial desde 1974 hasta 1989, dos fechas que respectivamente marcan el inicio de sus crímenes (aunque se especula que pudo actuar antes) y su muerte en la silla eléctrica.

Personalmente, y a pesar de conocer su historia de antemano, pienso que este documental está muy bien realizado ya que el viaje que hacemos con él es fascinante, pero a la vez aterrador. Me mantuvo enganchada de principio a fin, es absorbente, y se me hizo muy corto. El material utilizado para darle forma se basa en fotografías, filmaciones reales, entrevistas y testimonios de personas que estuvieron allí y conocieron a Bundy. Pero no penséis que el retrato de este asesino se hace principalmente a base de testimonios ya que muchos de estos documentos están protagonizados por él mismo. Como he dicho antes, vemos la trayectoria de este criminal, pero los capítulos también recogen el impacto que sus actos tuvieron en la sociedad y cómo la prensa cubrió el caso.



La historia de Ted Bundy atrae a muchos porque este psicópata rompió con todos los patrones establecidos que había hasta ese momento. Siempre pensamos que el hombre del saco es la personificación de la maldad en estado puro y este representa el peligro, el miedo y la fealdad. Bundy es el hombre del saco, pero su imagen no coincide con todo lo que nos habían contado cuando éramos pequeños. El que para muchos es el Jack el destripador de Estados Unidos era un hombre culto, inteligente, atractivo, elegante, encantador y carismático. Todo el mundo caía rendido a sus pies y era ese hijo, yerno y novio con el que todo el mundo sueña. Era perfecto. Sin embargo, tras su atractivo se escondía uno de los peores depredadores de la historia de América. Este documental nos muestra estas dos caras. Por un lado, tenemos la cara que a él le interesaba enseñar; la de un hombre bueno al que le habían tendido una trampa y que como podréis ver, convenció a muchos ya que su carisma era desbordante. No obstante, no debemos olvidar que su verdadero yo, ese que intentaba mantener oculto, siempre está ahí para recordarnos quién es nuestro protagonista. Su lado más oscuro no lo saca él sino sus víctimas, esas mujeres que fueron silenciadas para siempre de la manera más salvaje y cruel. Los vídeos que perduran de él nos muestran su narcisismo, le encantaba ser el centro de atención incluso en momentos decisivos como fueron los juicios a los que se enfrentaba, su gran poder de manipulación y su frialdad. Sus entrevistas están llenas de sonrisas, humor y comentarios irónicos, pero aunque sea por un segundo, en un par de ellas, se puede apreciar su mirada dura, fría y letal.

El carisma de Bundy sigue presente hoy en día ya que muchas de las personas que han visto esta producción de Netflix afirman lo atractivo y lo guapo que era. Su magnetismo sigue intacto, pero no tenemos que olvidar, y esto lo muestran muy bien los cuatro episodios, que era un auténtico monstruo que no sintió nunca la más mínima empatía por nadie. No obstante, y a pesar del perfil que se hizo de él, su persona sigue siendo un misterio. Parece que nadie consiguió meterse en la retorcida mente de Bundy y mientras que hay algunos que piensan que estaba enfermo y que por eso actuaba así; hay otros que afirman que era un genio lleno de maldad. Tristemente, todas las respuestas se las llevó con él aquel 24 de enero de 1989, pero aunque no las sepamos siempre seguiremos hablando de aquel hombre al que se le aplicó por primera vez en la historia el término de asesino en serie.

Conversaciones con asesinos: Las cintas de Ted Bundy es un relato oscuro y atrayente que nos invita a conocer un poco más a uno de los peores depredadores de la historia, que se convirtió al mismo tiempo en una gran estrella mediática. El documental nos muestra muy bien esta dualidad y la línea tan fina que separaba al monstruo del hombre aparentemente bueno y encantador. Si os gusta la crónica negra este documental es perfecto y su calidad es excelente. Y una vez más, esta producción reafirma ese famoso dicho que dice que, en ocasiones, las apariencias engañan.

¡Hasta la próxima!

Si queréis acceder a mi página de Facebook, haced click aquí
Instagram: laura_lamiel

Fotografías: Netflix

Comentarios

  1. ¡Madre mía Laura!! Yo también me siento atraída por la psicología de estas mentes asesinas, pero al mismo tiempo me aterra pensar que en mi vida, a mi alrededor, cerca de mí, pueda haber alguien así, alguien carismático, simpático, encantador (o quizás no tanto) que en algún momento pueda convertirse en un verdadero monstruo... Uffffff

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Marian! Si te gusta la criminología te recomiendo este documental porque es genial. Conozco la trayectoria de Bundy pero ha habido un detalle que no sabía de él y que me ha dejado con la boca abierta. Era tan carismático que hasta el juez se compadeció de él cuando fue condenado a pesar de todos los crímenes cometidos. Asusta muchísimo pensar que puede haber un asesino entre nosotros, pero las estadísticas están ahí y los resultados me ponen los pelos de punta. Si puedes échale un vistazo, ¡no te arrepentirás!

      ¡Un beso!

      Eliminar
    2. ¡Por cierto! Este año se estrena una película sobre Bundy con Zac Efron. Se ve que ha gustado mucho. Está narrada desde el punto de vista de la pareja de Bundy. ¡Tengo muchas ganas de verla! Te dejo el tráiler: https://www.youtube.com/watch?v=I1LIa74rLT0

      Eliminar
    3. Y ahora que me acuerdo jajajajaja La cantante Blondie afirma que sufrió un intento de secuestro por parte de Bundy y tiempo después le dedicó la canción One way or another. Nunca más volveré a ver esa canción de la misma manera. Crees que es súper alegre, pero si lees la letra es todo lo contrario.

      Eliminar
    4. Laura..., ahora mismo voy a ver el trailer de la peli que dices y a ver si este finde puedo ver el documental (aunque tengo en mente tantas cosas ..., que igual no me da tiempo) y la canción de Blondie no la conocía, creo, ahora voy a escucharla también, espeluznante lo del intento de secuestro
      Besos y gracias por tanta información

      Eliminar
    5. ¡Hola, Marian!

      ¡Gracias a ti por pasarte y comentar! Si ves el documental, me encantará conocer tu opinión :)

      ¡Un beso!

      Eliminar
  2. Hola Laura!! Menudo descubrimiento, me encantan muchísimo este tipo de documentales y este asesino es muy conocido y de los más espeluznantes. ¡Gracias por el descubrimiento! Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Ana!

      Ostras, pues si te gustan este tipo de documentales entonces este te encantará :) Si lo ves, espero conocer tu opinión ;)

      ¡Un beso!

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares